Mundo Maderas, con sede en Yumbo (Valle del Cauca) y gerenciada por tres personas que en 2014 finalizaron con éxito el camino de la reintegración a la vida civil, fue una de las ganadoras del premio Emprender Paz 2019, el cual se entrega a empresas del sector privado con mayor compromiso en la construcción de paz en Colombia.

Mundo Maderas, que desde 2010 se dedica al diseño y fabricación de estibas, guacales, tablas y bastidores; secado y maquinado de madera; así como soluciones para el embalaje y almacenamiento de productos, fue una de las 124 iniciativas postuladas al premio que anualmente entrega la fundación Grupo Social, con el apoyo del gobierno de Suecia y la fundación Konrad Adenauer.

En los rostros de Jhon Jairo Burbano Chapal (ex Farc), Héctor Fabio Perea Viáfara (ex AUC) y Héctor Fabio Hernández Velasco (ex AUC) era notoria la alegría al sostener el premio en las manos, a la vez que expresaron que ello significa

“que estamos haciendo las cosas bien y que estamos contribuyendo a la paz de nuestro país. A las personas las oportunidades las cambian, y eso fue lo que precisamente ellas hicieron en nosotros. Así sacamos adelante este emprendimiento que, entre sus 65 trabajadores, emplea a otras personas que también pertenecieron a un grupo armado y que hoy más que nunca están comprometidas continuar una vida alejada de las armas”.

Desde que iniciaron su idea de negocio, los hoy empresarios siempre han contado con el apoyo y la asesoría permanente de la Agencia para la Reincorporación y la Normalización (ARN). “Mundo Madera es una muestra de que los excombatientes en Colombia sí pueden construir empresa y más cuando encuentran el apoyo en los sectores público y privado y la cooperación internacional”, expresó Guadalupe Guerrero, subdirectora territorial de la ARN.

A su turno, Eduardo Villar Borrero, presidente de la Fundación Grupo Social acotó que “la paz en Colombia se hace interactuando con los contrarios, innovando y apoyando el esfuerzo silencioso de colombianos que tejen el tapiz de una sociedad que puede ser fraterna. Gracias por el ejemplo de cada uno de ustedes que nos reta y que nos motiva a seguir apoyando este tipo de iniciativas”.